Buscar

¿ERES EMPRENDEDOR, EMPRESARIO, ADMINISTRADOR O BUSINESS-RO?



En esta Era del Conocimiento lo que las empresas y organizaciones reconocen en los ejecutivos de hoy, es su capacidad para Crear Valor para incrementar la rentabilidad y para lograrlo, necesitan ser "Alquimistas Empresariales" capaces de:

  1. Transformar los datos obtenidos en información.

  2. Convertir la información en tablas, gráficos, modelos de negocios o modelos mentales.

  3. Interpretar la información para “Crear Nuevo Conocimiento” y con esto Crear Valor Organizacional.

  4. Procesar el conocimiento (Innovación) para mejorar las condiciones familiares, sociales, empresariales y de un país.

Los cuatro ingredientes arriba mencionados, deben conjugarse con la práctica del pensamiento convergente y divergente, es decir usando las habilidades analíticas del lado izquierdo del cerebro y las imaginativas del lado derecho; un buen ejecutivo, director, empresario, emprendedor y Business-ro, tienen en común un cerebro "holístico" capaz de pensar armónicamente con los dos lados del cerebro.


Por otra parte, en este Mundo Global no hay que perder de vista importancia de “Pensar Globalmente y actuar Localmente”:

  1. Haciendo conciencia del mundo global que estamos viviendo y que es un proceso irreversible.

  2. Aprovechando las condiciones globales para mejorar el desempeño de una empresa.

  3. Identificando las estrategias internacionales para maximizar los resultados organizacionales.

  4. Siendo estrategas “Glo-Cales” con la habilidad para encontrar múltiples soluciones ante un desafío global: ESTRATEGIA

En este entorno Competitivo, los ejecutivos de hoy requieren de

  1. Habilidades de pensamiento convergente y divergente para la “Creación de Valor Organizacional”.

  2. Competencias para ser efectivos y eficaces.

  3. Habilidades de pensamiento holístico (convergente y divergente) para proponer estrategias competitivas.

  4. Conocimientos del entorno global (PESTEL), para poder competir fortaleciendo las debilidades y mejorando las fortalezas empresariales.

  5. Saber distinguir la Competitividad de la Productividad a través de la Innovación.

  6. Tener la capacidad de implementar una auténtica estrategia de capital humano orientada a la Innovación.

  7. Comprender que vivimos en una “Aldea Global” que requiere un pensamiento Glo-Cal.

  8. Direccionar a los colaboradores y equipos de trabajo, a través del establecimiento de retos y reconocimientos, que los motiven a lograr sus objetivos, analizando y diagnosticando las diversas situaciones empresariales, a través de la identificación del entorno de la organización y los recursos con que cuenta.

Por todo lo anterior, es muy importante estar familiarizados con el Ciclo de la Invención:



En mi vida profesional y en mi etapa de asesor en gestión empresarial, he visto las más distintas personalidades en la Alta Dirección, desde Emprendedores, Empresarios hasta Business-ros...¿Business-ros?

Si, Business-ros, veamos a continuación las diferencias entre Emprendedor, Empresarios, Administrador y Business-ro:









Fuente:

1) Erdozáin Rivera Juan Carlos, Apuntes de Alta Dirección I, Universidad Iberoamericana. Verano 2022.


56 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo